Ella es Bina 48, un androide desarrollado por Martine Rothblatt, creadora de su propia religión y quien asegura que “vivirá para siempre”

LEER MÁS: Las regiones del ADN que nos hacen inteligentes

Vivir para siempre es una quimera soñada por muchas personas en todo el mundo desde que el ser humano es ‘humano’.

Y puede que estemos más cerca que nunca de alcanzar la ansiada inmortalidad, aunque no como muchos de nosotros pudiéramos pensar…

Con ideas tan revolucionarías como alcanzar la inmortalidad extendiendo nuestra conciencia a la inteligencia artificial o la fabricación de órganos, Martine Rothblatt se ha convertido una de las mujeres CEO más ricas del mundo.

Nacida como Martin Rothblatt en 1954, no le gusta definirse como transgénero, sino como una ‘transhumana’.

LEER MÁS: Científico será el primer hombre convertido en Cyborg

A lo largo de su carrera ha desarrollado el primer sistema de localización satelital de vehículos en el mundo, la primera red global de radio por satélite y creó un satélite que brinda servicios de radio libres de propaganda.

Lo último que ha desarrollado es un robot basado en la conciencia de su esposa que ya tiene autonomía para poder mantener una conversación con humanos.

Bina jamás morirá. quizás enterremos a la de carne y hueso, pero jamás al robot” explica Martine al hablar de Bina48, la versión androide de su mujer.

A punto de alcanzar la inmortalidad

Junto a la compañía de ingeniería Hanson Robotics, empezaron a trabajar en el proyecto LifeNaut para extraer la conciencia de un individuo de su cuerpo humano. La primera persona en participar fue ella, Bina.

Determinada por la inteligencia artificial y la inmortalidad, en 2004 decidió fundar el ‘Movimiento Terrasem’.

Esta fundación se basa en una religión “futurista” que promueve el “respeto a la diversidad, sin sacrificar la unidad”.

LEER MÁS: Templo budista japonés acoge al primer monje robot

Durante un reciente congreso de ciencia en Chile, fue la protagonista de la Charla Magistral del evento, donde expuso sus innovadoras teorías y aseguró que: “Hay que salir de la zona de confort y generar un cambio“.

¿Qué opina al respecto? ¿Cree que alcanzaremos finalmente la inmortalidad? Puede dejar su opinión en la barra de comentarios.

Estos artículos le encantarán:

El gran fraude del robot Sophia: “Es una marioneta teledirigida”

Se reencuentra con su hija muerta gracias a la Realidad Virtual

 

 

 

 

 

 


Síguenos en Redes Sociales

Facebook     Instagram     YouTube     Twitter