Impresionantes imágenes satelitales revelan la contaminación cayendo en picado en toda Europa desde el comienzo de las cuarentenas

La pandemia causada por el nuevo coronavirus está creando todo tipo de caos para la sociedad humana.

Pero para la querida y vieja Tierra, y para los humanos y las criaturas que respiran su aire, es un poco de alivio.

Reflejando lo que sucedió en China durante el cierre de industrias, comercios y movilidad, Europa ahora está viendo la misma caída en la contaminación del aire.

Y es que, no todo son malas noticias, porque gracias a este parón a nivel global y al detenimiento humano, los niveles de contaminación han descendido drásticamente.

Estos datos provienen de la ESA y su satélite Copernicus Sentinel-5P, muestra las emisiones de dióxido de nitrógeno (NO2) sobre Francia en marzo de 2019 en un cuadro, y entre el 14 y el 25 de marzo en el siguiente cuadro. El rojo denso indica mayores emisiones de NO2.

 

 

 

La capa de ozono de la Antártida se está recuperando (VÍDEO)

Un carguero SpaceX vuelve a la Tierra con resultados increíbles

 

 

 

 

Científicos del Real Instituto Meteorológico de los Países Bajos (KNMI) están utilizando el satélite para monitorear el clima y la contaminación en Europa. No solo París muestra una gran caída, sino también ciudades como Milán y Madrid.

El equipo de científicos utilizó datos que abarcaron 10 días en 2020. Henk Eskes es uno de los científicos de KNMI. En un comunicado de prensa, explicó por qué se eligieron estas fechas.

“Las concentraciones de dióxido de nitrógeno varían de un día a otro debido a los cambios en el clima. Las conclusiones no pueden extraerse en base a solo un día de datos”.

“Combinando datos para un período específico de tiempo, 10 días en este caso, la variabilidad meteorológica en parte promedios y comenzamos a ver el impacto de los cambios debido a la actividad humana “.

El NO2 está desapareciendo

TfL has had the best reaction to Brexit Day

 

Parte del NO2 es producido por procesos naturales como la respiración bacteriana, los rayos e incluso los volcanes.

Pero la mayor parte es producida por nosotros: principalmente la quema de combustibles fósiles en motores de combustión interna.

Pero con las restricciones a la movilidad en toda Europa, esas emisiones han disminuido. La animación lo deja claro.

El NO2 tiene un color marrón rojizo. También se produce en la detonación de armas atómicas, y es responsable del color de las nubes de hongos.

De particular interés para los lectores de Universe Today, desempeñó un papel en la historia de los viajes espaciales, cortesía del Proyecto de prueba Apollo-Soyuz. El gas tóxico casi mató a los astronautas cuando fue ventilado en la cabina.

No son solo las emisiones de NO2 son las que están bajas. De hecho, casi todo lo que tiene que ver con la actividad humana está inactivo, aparte del tráfico de Internet.

Estos datos e imágenes satelitales son solo el primer paso para los científicos. No solo el KNMI, sino que científicos de todo el mundo están trabajando en un análisis más detallado para tratar de comprender los efectos generales del cierre del coronavirus.

“Para estimar cuantitativamente los cambios en las emisiones debido al transporte y la industria, necesitamos combinar los datos de Tropomi del satélite Copernicus Sentinel-5P con modelos de química atmosférica”, dijo Henk.

“Estos estudios han comenzado, pero tardarán un tiempo en completarse”, añadió el científico.

Un nuevo sistema de trabajo implantado

Comité de Empresa de Siemens RA, grupo CCOO. | Teletrabajo

¿Se tomará más en serio el “teletrabajo” en el mundo laboral? ¿Será una forma de suprimir nuestras emisiones atmosféricas nocivas?

¿O volveremos a nuestra antigua normalidad, donde las autopistas hacia las ciudades del mundo están bloqueadas con vehículos?

¿Volveremos a las horas masivas y acumulativas de productividad humana desperdiciada, a medida que las personas pasan horas yendo al trabajo todos los días?

Lamentablemente, en China, donde los bloqueos entraron en vigencia primero, las emisiones ya están comenzando a volver a la normalidad.

Según algunos científicos, esta caída en las emisiones nocivas puede ser un vistazo de un posible futuro, pero no es probable que perdure.

Sin grandes cambios en nuestras emisiones, más allá del marco temporal de esta pandemia, volveremos a donde estábamos hace un mes o dos: abrumando el ciclo del carbono de la Tierra y contaminando el aire con NO2.

Fuente: Universe Today

Estos artículos le encantarán:

Emerge un nuevo agujero de ozono en el Ártico (VÍDEO)

Insólitos sonidos y luces en el cielo están ‘sanando’ el planeta (VIDEO)

 

 

 

 

Síguenos en Redes Sociales

Facebook     Instagram     YouTube     Twitter