Los trabajadores del mar noruegos hallaron a la extraña ballena blanca nadando con la sorpresa armazón que claramente les indicó que era adiestrada

Un grupo de pescadores noruegos encontró una pequeña ballena blanca con un extraño arnés de origen ruso mientras se encontraban trabajando. El animal nadaba entre los barcos de los trabajadores mordiendo la cuerdas e implementos de pesca.

El extraño comportamiento del cetáceo perteneciente a la especie Beluga Blanca, llamó la atención del biólogo marino Jorgen Wiig, el cual es el inspector de la dirección del servicio marítimo de pesca de Noruega, quien mandó un equipo a investigar a la ballena inmediatamente después de recibir el aviso por parte de los pescadores.

Los investigadores, al examinar con detalle al animal, notaron que su comportamiento era totalmente natural al momento de estar en presencia con humanos, algo que llamó inmediatamente la atención de los investigadores.

Es lógico señalar que, los investigadores luego de observar la armazón que rodeaba al animal, la retiraron inmediatamente para que así no le molestara más llevarlo consigo. luego, al examinar con detalle el objeto, notaron que en uno de los bordes del arnés decía “Equipo de San Petersburgo”.

Según señaló Audún Rikardsen, el considera que ni los biólogos de Noruega ni los sus colegas investigadores rusos ponen estos implementos en las ballenas porque si los llevan puesto a largo plazo les pueden causar mucho daño al animal. Es por esto que el cree que este fue instalado ahí para instalar una cámara o algún otro tipo de equipamiento.

Sin embargo, aunque el equipo de investigadores crea que la Beluga pueda haber formado parte de algún experimento militar o algo por el estilo, son solo creencias de parte de ellos sin ninguna comprobación aún.

Según señala Wigg, lo que sí es seguro es que el animal estuvo durante mucho tiempo en cautiverio ya que la tranquilidad que mantuvo al momento de examinarla corresponde a un animal entrenado.

En los años 80, la marina rusa inauguró un programa de investigación el cual tuvo como fin durante años buscar mamíferos marinos y entrenarlos como posibles herramientas de investigación para fines militares.

Finalmente, a los investigadores les preocupa que la ballena logre sobrevivir debido a que es un animal totalmente dependiente y que está acostumbrado a recibir comida, situación que se ve complicada ya que ahora nada libre y no sabe cómo cazar ni alimentarse por sí sola.

 

Si te ha gustado este artículo, déjanos tu comentario más abajo y ayúdanos a seguir creciendo activando las notificaciones en tu navegador.

 

Vía: ufo-spain     Fuente: The Guardian

Ver también: Encuentran una ballena de diez toneladas en el Amazonas

 

Síguenos en Redes Sociales

Facebook     Instagram     YouTube     Twitter