Los primeros días del nuevo año trajeron consigo dos eventos astronómicos muy destacados. Por un lado, la Luna se situó en fase llena en el perigeo, el punto de su órbita más cercano a la Tierra, gracias a un fenómeno popularizado como superluna, aunque la denominación fuera acuñada por un astrólogo y no sea correcta desde el punto de vista científico. Por otro lado, durante la noche del 3 al 4 de enero pudimos disfrutar de las cuadrántidas, una de las lluvias de estrellas fugaces más importantes del año.

2018, considerado como un año muy ajetreado para la exploración espacial, también hará las delicias de los aficionados y profesionales de la astronomía. Durante los próximos doce meses podremos disfrutar de lluvias de estrellas, eclipses y otros fenómenos celestes imperdibles. El portal Hipertextual ha recopilado el calendario astronómico de 2018, y en Planeta Magnífico lo reproducimos para que puedas contemplar todos los eventos que se avecinan.

Febrero
La Luna estará en cuarto menguante el 7 de febrero; ocho días después el satélite estará en fase nueva y, por último, el 23 de febrero se verá en el cielo en cuarto creciente. El 15 de febrero habrá un eclipse parcial de Sol, que tampoco podrá observarse en España. Este fenómeno celeste sí será visible desde la Antártida y el sur de Sudamérica. Durante el segundo mes de 2018 habrá dos lluvias menores de estrellas, conocidas como alfa-centáuridas (8 de febrero) y delta-leónidas (24 de febrero).

Marzo
A principios de marzo, el día 2, podremos disfrutar de una Luna llena. Una semana después se podrá observar como cuarto menguante, para pasar a fase de Luna nueva el 17 y de cuarto creciente el 24 de marzo. Para terminar el mes, el 31 de marzo, volveremos a contemplar una Luna llena. Además de las fases del satélite, durante este mes habrá dos lluvias de estrellas poco importantes: las gamma-nórmidas (13 de marzo) y las virgínidas (25 de marzo).

Además, el 20 de marzo a las 17:15:29 h (hora peninsular) tendrá lugar el equinoccio de primavera en el hemisferio norte, mientras que en el sur arrancará el otoño. Por último, la noche del 24 al 25 de marzo se producirá el cambio de hora en España a las 2:00 h de la madrugada, cuando tendremos que adelantar los relojes una hora.

Abril
El satélite natural de la Tierra se verá en cuarto menguante el 8, en fase llena los días 16 y 30 y en cuarto creciente el 22 de abril. Por otra parte, este mes nos regalará dos lluvias de estrellas no demasiado conocidas: las líridas y las pi-púppidas, cuya máxima actividad tendrá lugar el 22 y el 24 de abril, respectivamente.

Mayo
La Luna estará en cuarto menguante el 8 de mayo, mientras que habrá Luna nueva el día 15 y podrá contemplarse en cuarto creciente el 22 y como Luna llena el 29. El 6 de mayo de 2018 podremos disfrutar del máximo de las eta acuáridas, la lluvia de estrellas asociada al famoso cometa Halley, que tendrá una actividad de 60 meteoros por hora. Durante el mes de mayo también se podrán contemplar las sagitáridas, unos débiles meteoros que podrán verse el 20 de mayo en el cielo.

Junio
El sexto mes de 2018 comenzará con la Luna en cuarto menguante el 6 de junio. La Luna estará en fase nueva el 13, en cuarto creciente el 20 y en fase llena el 28 de junio. Por otra parte, el 21 de junio a las 12:07:19 h (hora peninsular) ocurrirá el solsticio de verano en el hemisferio norte, y el comienzo del invierno en el hemisferio sur. Para terminar el mes tendremos las bootidas de junio, unas estrellas fugaces de carácter débil, el día 27.

Julio
Este mes estará cargado de eventos astronómicos. En primer lugar, en julio habrá cinco lluvias de estrellas diferentes, aunque ninguna será demasiado relevante en comparación con las famosas perseidas de agosto. Los meteoros que podremos observar serán las pegásidas (10 de julio), las phoenícidas (13 de julio), las piscis austrínidas y las delta-acuáridas sur (28 de julio) y las alfa-capricórnidas (30 de julio). En relación a las diferentes fases lunares, el 6 de julio disfrutaremos de la Luna en cuarto menguante, mientras que el satélite pasará por fase nueva el 13 y seis días después se contemplará en cuarto creciente. El 27 de julio disfrutaremos de una Luna llena en el cielo. Además, respecto al Sol, la Tierra se encontrará en el punto más alejado de la estrella el 6 de julio, cuando estará a 152 millones de kilómetros de la estrella. Una semana después, el 13 de julio, tendrá lugar un eclipse parcial de Sol, que no se verá desde España, pero sí desde el sur de Australia y desde la Antártida.

Por otro lado, el 27 del mismo mes habrá un eclipse total de Luna, que se podrá contemplar en España. Las Islas Baleares serán la mejor región para disfrutar de este evento, aunque el inicio del eclipse será a las 20:24 h (hora local peninsular), lo que dificultará la observación durante los primeros momentos, ya que el satélite estará bajo el horizonte. La fase total empezará a las 21:30 h, a la misma hora en la que la Luna saldrá en Madrid.

El máximo del eclipse de Luna ocurrirá a las 22:21 h (hora peninsular). El resto de fases del eclipse de Luna sí se podrán ver desde la Península Ibérica y las Islas Canarias, aunque el satélite no estará demasiado alto en el cielo. Una de las cosas más llamativas del evento será el fuerte tono rojizo de la Luna, debido a la gran profundidad del eclipse y su combinación con la refracción cerca del horizonte. El evento también podrá verse en otras zonas de Europa, Sudamérica, África, Asia y Australia.

Agosto
A principios de mes, el 4 de agosto, la Luna se podrá observar en cuarto menguante; por otra parte, el 11 de agosto estará en fase nueva, el día 18 en cuarto creciente y, por último, el 26 habrá Luna llena. El 11 de agosto se producirá un eclipse parcial de Sol. Este evento, sin embargo, solo se podrá disfrutar desde Groenlandia y el extremo norte de Canadá, Europa, y la zona norte de Asia.

El máximo de las perseidas será el próximo 13 de agosto. Las también llamadas lágrimas de San Lorenzo tendrán una actividad aproximada de 100 meteoros a la hora, según las estimaciones iniciales del Observatorio Astronómico Nacional. Durante el mes de agosto habrá otros meteoros como las iota-acuáridas sur (4 de agosto), las delta-acuáridas norte (8 de agosto), las kappa-cígnidas (18 de agosto) y las iota-acuáridas norte (20 de agosto).

Septiembre
El 3 de septiembre el satélite se contemplará en cuarto menguante y estará en fase nueva seis días después. El 17 de septiembre la Luna se podrá observar en cuarto creciente y el 25 en Luna llena. Además, el 23 de septiembre a las 03:54:07 h (hora peninsular) comenzará oficialmente el otoño en el hemisferio norte; por el contrario, ese mismo día será el equinoccio de primavera en el hemisferio sur. Las alfa-aurígidas (1 de septiembre), las delta-aurígidas (9 de septiembre) y las píscidas (20 de septiembre) serán las tres lluvias de estrellas fugaces débiles que podremos observar durante el mes.

Octubre
La Luna estará en cuarto menguante el día 2, en fase nueva el 9 y una semana después en cuarto creciente. El 24 de octubre terminaremos el mes disfrutando de una Luna llena en el cielo y el 31 el satélite se verá en cuarto menguante. Además, durante la noche del 27 28 de octubre tendrá lugar el cambio de hora, cuando en España retrasaremos una hora los relojes. Por último, los meteoros del mes serán las dracónidas (8 de octubre), las épsilon-gemínidas (18 de octubre) y las oriónidas (21 de octubre).

Noviembre
El 7 de noviembre la Luna estará en fase nueva, mientras que el día 15 se podrá contemplar en cuarto creciente y el 23 en fase llena. Además de las diferentes fases de la Luna, durante este mes habrá débiles estrellas fugaces en el cielo, tales como las táuridas sur (5 de noviembre), las táuridas norte (12 de noviembre), las leónidas (17 de noviembre) y las alfa-monocerótidas (21 de noviembre).

Diciembre
Las últimas fases lunares de 2018 nos permitirán contemplar al satélite natural de la Tierra en fase nueva el día 7, en cuarto creciente el 15, como Luna llena el 22 y en fase nueva otra vez el 29 de diciembre. Durante este duodécimo mes del año también se producirá el solsticio de invierno, que será el 21 de diciembre a las 23:22:45 h (hora peninsular) en el hemisferio norte, un día en el que empezará el verano en el hemisferio sur.

Las últimas estrellas fugaces importantes del año serán las gemínidas, cuyo máximo sucederá el 14 de diciembre con una actividad estimada de 120 meteoros por hora. No obstante, estos meteoros no son los únicos que nos visiten durante el final de 2018, ya que las estrellas fugaces de diciembre incluyen a las chi-oriónidas (2 de diciembre), las phoenícidas (6 de diciembre), las púppidas/vélidas (7 de diciembre), las monocerótidas (9 de diciembre), las sigma-hídridas (12 de diciembre), las coma berenícidas (20 de diciembre) y las úrsidas (22 de diciembre).